Micrometas de nuevo año y ¡Calendario Puffinizado!

¡Aloha por ahí! Este post viene un poco atrasado y es que entre las mil cosas que me dejo el año pasado, ahora tengo un tiempito para sentarme y escribir (fiuuuu, ¡alfin!) y espero hacerlo más seguido.

La verdad es que me encanta hablarles aun que sea un poquito de lo que sé por acá y es que como algunos sabrán, con la apertura de Hecho en Casa y que estoy a meses de mi boda, me cuelgo en las páginas de la agenda y no salgo de ahí un buen rato.
El 2015 me dejo buenas lecciones y es que como saben soy fangirl del lápiz y el papel, siempre me siento a ver lo que me saco la sonrisa y a cuales momentos en el año se volvieron mis maestros y me enseñaron más de alguna cosa valiosa. Para este 2016, tengo los mil planes en la cabeza que quisiera hacer y cuando esto sucede pienso todo de un solo, me hago una bola de la emoción y ya no encuentro por donde empezar.

No quería que me pasara esto de que planeo, me emociono y luego aparezco con nada y es que aceptémoslo, a todos nos enamora aunque sea un poquín la emoción del año nuevo que parece que ahí por Abril se nos olvidaron las 10 libras que dijimos que se irían para no volver. Así que decidí aprovechar este espacio para compartirles mi plan de este año para que si se cumpla todo lo que estoy preparando. Y aquí va:

1. Anota
Dentro de las cosas que más amo está anotar. Todo lo que involucra y los resultados de anotar cae, fácilmente, dentro de mi top 5 de cosas que hago para ordenar mi cabeza.
Si tienes muchos planes para este año, anota todos, no importa el orden y no trates de que lleven un orden cronológico, solo anota todo lo que quisieras que en este año pudieras alcanzar.

2. Colores y grupos
Luego de la lista de metas por alcanzar, agrúpalas por orden de afinidad. Digamos, tus metas familiares, profesionales o de estudiantiles, tus metas para mejorar tu salud o actividad física, etc. agrúpalas por orden y puedes ayudarte diferenciándolas con colores.

3. Que resalten
Ya una vez en el grupo, resalta con un marcador o ve subrayando las que son el primer paso, las que debes de empezar de inmediato, ipso facto, con urgencia, ahoritititita, esas que te ayudan a alcanzar otras metas. Por ejemplo, para poder sacar mejores calificaciones debo de poner horarios obligatorios de estudio y hacer un calendario. Por lo tanto, la prioridad es hacer mi calendario de estudios. (Espero explicarme en este punto, si no es así por favor me dejan el comentario para explicarlo)

4. Vuelve al punto 1
Ordena de nuevo estas acciones por orden de prioridad. Las pequeñas acciones son las autoras de las acciones grandotas, así que despreocupémonos del resultado (tenemos 12 muy buenos y extensos meses para cumplirlas) y enfoquemonos en las acciones chiquitas: caminar 30 minutos diarios, tomar 8 vasos de agua, anotar todos mis gastos.

5. Avanzar
Pon a la par de cada una de tus micrometas el tiempo en el que esperas cumplirlas, ponte un tiempo prudencial y una vez lo alcances puedes dar el segundo paso para alcanzar la meta grandota. La idea es dar un paso adelante cada mes / mes y medio, así al llegar Diciembre celebramos con todo y pavo.
Como soy la más optimista, creo ciegamente que este mini método de avance me puede ayudar un poquito más a sacarle a este año todo lo que pueda y por supuesto a que ustedes también pueden usarlo y modificarlo como quieran, así empezamos con pequeñas cositas que se vuelven enormes.

Así que como entramos a este año con pie derecho a toda esta organización, les traigo el primero de la colección de wallpapers calendarizados para que el escritorio de su computadora se vea ¡relindo! y sobre todo les ayuda a ver las fechas rapidíto. Este wallpaper  lo pueden descargar con todo gusto aquí, listo para ponerlo y sonreír.

Pueden contarme aquí abajito que piensan del método de las micrometas y cualquier otra cosita que me quieran contar. ¡Les agradezco una vida por leerme!